Viljandi

Viljandi, Estonia

Arquitecto
Planho-Bakpak Architects
Modalidad
Concurso: 1er. premio

El hospital moderno es algo más que un lugar de prestación de servicios asistenciales. Es generalmente el edificio más importante de la ciudad y el referente principal de una sociedad y un tiempo. El principal objetivo de esta propuesta es alcanzar la máxima eficiencia del conjunto, conjugando la forma con la función, haciendo que los valores de ambas se sumen para dar como resultado un modelo de hospital altamente resolutivo, donde se imponga los criterios de organización funcional, clasificación de circulaciones y circuitos potenciando la accesibilidad y en definitiva la optimización de todos los procesos asistenciales al servicio del usuario.
La propuesta responde a una estructura sencilla, modular, basada en una organización funcional muy eficiente, que facilite la implantación de sistemas de gestión por procesos, y favoreciendo la accesibilidad del paciente a todos los servicios.
El planteamiento de origen es que la aparente segregación de los cuerpos de la volumetría tenga su reflejo en el carácter de las piezas, en el funcionamiento interno, a la vez que se busca que esta “segregación” proporcione una óptima inter-conexión que fomente la integración de los distintos servicios enfocados hacia la consulta de alta resolución, mediante acto único, así como favorecer el diagnóstico y tratamiento de pacientes pluripatológicos que requieren de la concurrencia de varias especialidades.
En definitiva, se persigue desmarcarse de la imagen totémica y generalmente fría del hospital convencional, es decir, que siendo un hospital no lo parezca, pero sin perder la premisa que un hospital funcione como un hospital.”